Dispositivos imaginarios

dispositivos-imaginarios.jpgdispositivos-imaginarios.jpg
Autor:

Alejandro Castellanos, Humberto Chávez, María Inés García, Omar Gasca, Raymundo Mier - Dispositivos imaginarios
$90.00


Preloader

Viñeta

Luis Rius Caso

Humberto Chávez, además de realizar investigaciones sobre crítica fotográfica, semiología y estructuralismo, viene desarrollando una profusa actividad artística desde hace 15 años, produciendo fotografía conceptual.
        Las series fotográficas de dicho artista se encuentran trabajadas a partir de dispositivos de encierro, coincidiendo con una de las temáticas principales de la obra de Foucault.
        Al haberse obtenido un análisis a través de una lectura específica, el siguiente paso fue el de abrir el proyecto a otras lecturas.
        Esta obra es un producto de carácter interinstitucional, cuya consolidación verifica la posibilidad de afirmar criterios de investigación abocados a la producción artística, realmente congruentes con los imperativos y problemáticas que son vigentes en el campo de la reflexión de la cultura actual.
 


Viñeta

Carlos López

Además de creador, Humberto Chávez es curador, maestro, investigador. Realizó estudios de fotografía en la Universidad de Shiva, Japón. Es autor de numerosos artículos en revistas nacionales y extranjeras. Desde 1980 su trabajo propone la utilización de la fotografía conceptual integrada a otros medios expresivos gráficos y/o literarios. Sus trabajos han sido expuestos en Japón, España, Argentina, Brasil, Estados Unidos y México.
        El título más reciente de la obra fotográfica de Humberto Chávez, que se presenta en esta edición con textos suyos, de María Inés García, Andrés de Luna y Omar Gasca, es un conjunto que refleja el espíritu creador de su autor: por un lado, el lenguaje plástico y, por otro, pero íntimamente relacionado, el semántico; la palabra articulada con la metáfora visual; entre una foto y otra la ilación lingüística; poesía-luz-instante-imagen; a partir de la anécdota, la abstracción; de lo simple a lo complejo; la foto es el arte del carpe diem.
        Chávez construye y deja que el tiempo, el azar o la objetividad deconstruyan. En el proceso sueña, imagina, recuerda, intuye, pero, sobre todo, interioriza la búsqueda del tiempo. Todo pasado existe a condición de que haya algo presente que lo vuelva fáctico. Todo presente es mejor que cualquier futuro. En sus ejes, planos, coordenadas, que son sólo el pretexto para tener un referente espacial, el fotógrafo no hace sino ensayar en el sentido lato del término. Hay que hurgar más en los conceptos, la ironía, el sarcasmo, el humor, la rebeldía, la relatividad, la subjetividad, que subyacen en este trabajo, para acercarnos a las ideas del artista, sobre todo a su carácter lúdico. 
 

Todavía no hay reseñas para este libro.